I Congreso Jaén Educa

Bueno, este fin de semana he estado en el I Congreso Jaén Educa (en la foto 11 aparezco, a lo lejos, pero aparezco), convocado por el CEP de Orcera. El congreso iba orientado a la importancia del profesorado en la calidad educativa.

Imagen

Las charlas han sido de postín, hemos contado con Santos Guerra, Imbernón, representantes de la administración, empresas que hacen tareas chulas, es tan importante el profesorado en la calidad educativa que ni un solo ponente era profesor… puede ser una crítica dura, pero es que es el tema de siempre, piensan mucho en nosotros, pero sin nosotros…

A la hora de elaborar leyes se consultan a grandes catedráticos como Marchesi o el propio Imbernón, que nos indicaba que ha estado en reuniones para decidir como accedemos a nuestro trabajo y cómo mejorarlo, y me parece genial, pero ninguno de estos señores ha estado en una clase con 31 alumnos de 2º de ESO un viernes a última hora, jamás… El congreso empezó con un coach educativo, no voy a decir más…

Con esta crítica no quiero defenestrar el congreso, que ha sido interesante y le dio vuelta y media a la formación del profesorado, empezando por la carrera de magisterio y el máster de secundaria, donde Santos Guerra nos recordaba su metáfora de la Universidad de Natación… continuando con el sistema de oposiciones… todos estaban de acuerdo en que no era válido, pero a ver quien le pone el cascabel al gato, porque como decía el jefe territorial de inspección, encontrar otro método que valore el mérito y capacidad pero que sea eficaz, es complejo, ya que hay que valorar a cerca de 100000 candidatos, en ocasiones para 1000 plazas, ¿cómo se hace esa selección de otra manera que sea eficiente? (Con un balance de recursos y tiempo aceptable) Como comentábamos algunos en la grada, tampoco queramos decir que el método actual elige a los peores, el principal problema es que se deja a gente muy válida atrás y que se cuela gente que no tiene esa vocación pero son buenos en el estudio… decir que el método no elige a los mejores es una forma más de decir que los que estamos dentro no lo merecemos y ni mucho menos tenemos calidad como docentes… Continuaron repasando el año de prácticas, mero trámite donde te evalúan pero en el que no se produce una autorización efectiva del prácticas, ya que salvo la formación absolutamente inútil que te dan no hay formación real (por ejemplo, liberación del tiempo de trabajo para asistir a las clases de tu tutor o tutora). Por último se habló de la necesidad de la formación continua. Que es necesaria, pero no obligatoria, ¿qué mecanismos se pueden poner, más allá de la necesidad para los sexenios, para que la gente se forme? Eso debe estar dentro de uno, y por supuesto hay formas y formas de formarse, no toda la formación es la que hay en el CEP (insuficiente en cantidad, calidad y tiempo) pero cualquier otra demanda un tiempo que tenemos que poner de nuestra vida y en ocasiones de nuestro bolsillo, así que la grada lanzó una alternativa, permisos remunerados de al menos seis meses para formación, la respuesta de la administración fue una risotada… como diría Schuster “no hase falta disir más”

El segundo día empezó con unos talleres muy activos y muy chulos impartidos por una empresa que utiliza el arte para integrar a la gente con diversas capacidades y mi pregunta fue, ¿no hay orientadores y PTs que hagan trabajos similares? ¿Hay que pagar empresas externas?

Dos charlas muy aburridas de la que ni me acuerdo (bueno, me quedé con la idea de las “pedagogías emergentes” que fue lo único interesante), ni yo, ni la chica de la esquina a la que se oía roncar… y la charla final de Imbernón que intentó mandar un mensaje contradictorio, hay que innovar, pero la innovación es mala, es decir, hay que intentar hacer cosas diferentes, pero sabed que cualquier forma de innovación hasta que se demuestre lo contrario es pseudociencia, estamos usando pedagogía de primeros de siglo  (el trabajo por proyecto es anterior a 1950, los procesos cognitivos más o menos de la fecha) pero eso es innovar… por supuesto recuerda que la pedagogía no puede ser normativa, ya que aunque algo no funcione puede funcionar para un estudiantes en particular, como digo, se decía y se desdecía continuamente.

Eso si, innova, pero sin usar herramientas en las que consignes datos de los alumnos, el cuaderno de Seneca no funciona, pero no puedes usar iDoceo, y ya Classroom, Plickers, Classcraft (que apareció en una de las presentaciones), Class Dojo, etc… ni lo pienses… en fin…

Me quedo con un trabajo que si se nos da voz se puede volver más interesante en futuras ediciones y con la alta participación del profesorado (400 asistentes) que pese a ser fin de semana (y ya sabemos que los profesores solo trabajan 18 horas, es ironía, por cierto…) se levantaron un sábado tempranito para estar a las 8:30 en el congreso  que gracias al mitin político de Sonia Gaya, consejera de educación, se terminó una hora después de lo previsto… porque eso si, no lo olviden, estamos de elecciones… y a las 21:30 se acabó el día…

Así es que ahora estamos aquí peleándonos con el concurso de traslados, después de preparara exámenes, fichas y demás (domingo 21:00, pero solo trabajamos 18 horas), con una plataforma que va cuando y como quiere, pero eso si, las medallistas de Sonia Gaya no pudieron faltar.

Un saludo y mucho ánimo compañeros, porque lo que he visto es que la calidad la mantenemos incluso a pesar de la administración, las familias y los alumnos, así que nos merecemos un monumento.

Material para evaluar por estándares

Una de las preguntas que me hace todo el mundo es cómo me las apaño para evaluar por estándares. La verdad es que la labor es ardua, pero me apoyo en varios ejes: primero en un trabajo previo que es el plan de trabajo, este documento sirve para clasificar las actividades bajo los diferentes estándares, para organizar el trabajo durante la unidad y como elemento de auto y heteroevaluación; un segundo eje que es dividir el examen en estándares y el tercer eje una hoja de la que hablé anteriormente que me permite evaluar el bloque común.

Para que todo funcione se necesita además que el departamento o tu hayáis ponderado los criterios.

Bien, voy a traer aquí un ejemplo de los diferentes materiales para un 3º de ESO y su unidad didáctica 1. En este caso un curso bilingüe.

Plan de trabajo:

Unidad 1. Números racionales.

En el plan de trabajo podéis observar que se han separado en bloques y estándares todos los contenidos del libro. Esto permite que cuando evaluamos cada día el cuaderno y la participación lo hagamos bajo un estándar. Además en cada estándar el estudiante debe evaluar su conocimiento antes y después del aprendizaje, que luego es refrendado o no por el profesor mediante la corrección del examen.

Examen de la unidad:

Examen UD 1

El examen se divide en estándares, y aunque tiene una nota global tiene una calificación por estándar que además añado al plan de trabajo que está en el portafolio del alumno.

Una vez que tenemos todo esto cómo se evalúa.

La libreta y participación vale un 15%, el trabajo que le mando a través de classroom (proyectos y análisis de videos u otras tareas) otro 15% y finalmente el examen un 70%. Eso para cada criterio. Es decir, dentro del criterio 2.1 calculo el 15% de libreta y participación, el 15% de proyectos y tareas y el 70% del examen. Finalmente, para la nota de la unidad 1, el criterio 2.1 pesa el 90% y el bloque común (ponderado) pesa en conjunto el 10%.

En idoceo queda tal que así:

IMG_0063.jpg

En azul claro la participación, la libreta actualmente la pido a diario pero en el primer tema no lo hice, en rosa el proyecto y la tareas de classroom, y en amarillo el examen. Finalmente podéis ver el bloque común y la nota de unidad.

Sé que es complicado, pero me parece la manera más razonable de evaluar con la normativa actual, se complica un poco en 1º y 2º de ESO debido a que en cada unidad interactúan varios criterios, pero funciona igual siempre que tengáis la ponderación de los criterios establecida por el departamento.

Espero que os sirva.

Un saludo.

Proyecto de 3º de ESO de la UD 1.

En un tiempo en el que los proyectos están de moda he decidido trabajar un proyecto por unidad con mis alumnos de 2º y 3º de ESO. En este caso os traigo un proyecto extraído de uno de los libros que os presenté en otra unidad. Es un proyecto para niños más pequeños pero que creo que sirve para que estudiantes que nunca han trabajado de esta manera aprendan a hacerlo.

El proyecto se titula “siete partes de agua y tres de ti”. Os dejo las instrucciones y uno de los productos finales presentados como orientación.

Un saludo a todos.

Proyecto UD 1

Halloween en tutoría

Una de las actividades que se realiza estos días es la decoración de los centros. Aunque tengo una tutoría algo habladora les di la oportunidad de trabajar como gran grupo y hacer un adorno para la puerta. Al final acabó siendo un pequeño gran desastre, pero que funcionó. Es cierto que no pude involucrar a todos los estudiantes pero el resultado fue aceptable.

Aquí podéis verlo.

IMG_0061.jpgIMG_0062.jpg